Sábado 17 de Abril de 2021

HISTORIAS DE VIDA

2 de abril de 2021

Luis Bernal: “Mi pasión por la cocina arranca porque me gusta comer mucho, variado y rico”

De Urdampilleta a Ushuaia. El amor por la cocina. Los recuerdos de su infancia. La gastronomía de estos tiempos. Todo esto y mucho más nos cuenta Luis Bernal.-


"Si bien me fui físicamente, todas mis vacaciones siempre regresé a la casa de mis abuelos y a visitar al resto de mi familia"

“Nací en Urdampilleta junto a mis hermanos y después mis padres se tuvieron que trasladar hacia Azul. Yo en ese entonces tenía cuatro años. Y si bien me fui físicamente, todas mis vacaciones siempre regresé a la casa de mis abuelos y a visitar al resto de la familia que sigue viviendo en la ciudad”.

 

Toda historia tiene en su presentación, su lugar de origen. Y Urdampilleta lo vio nacer, pero también regresar en cada período de vacaciones, en cada visita a familiares y amigos, en cada sueño que se acercaba a una realidad que lo apasionaba.

 

“Cuando uno tiene pasión por lo que hace y le agrega actitud, se logran los resultados. Es por eso que le puse todas las fichas a la cocina”

rocaEn algún momento de la vida, llega la definición, aunque el comienzo sea un poco distinto a todo.

“Me fui a estudiar a Buenos Aires, Ciencias Económicas, pensando que la carrera de gastronomía era más un hobbie que una profesión. Pero después de casi cinco años la abandoné, porque estando en 2º Año me metí a hacer la Carrera de Chef y ahí me terminé de convencer de que sí es una profesión y que podía trabajar y vivir tranquilamente de eso”.

 

Pasión y actitud. Los condimentos exactos que lo llevaron a Luis a trabajar “en hoteles, en Calafate, en Rosario, Punta del Este, y en distintos rubros de la gastronomía”.

 

Los caminos de la vida y culinarios lo llevaron finalmente a instalarse en la isla sureña

roco“Hace ya seis años que me radiqué en Ushuaia y acá encontré un lugar donde, a causa del turismo, uno puede desarrollar gastronómicamente muchas cosas. Tengo mi empresa de catering y también trabajo con los turistas. Dentro de mi cocina doy talleres y cursos de cocina para que la gente viva experiencias con los productos de acá, como la centolla, la merluza negra, el cordero fueguino”.

 

Luis Bernal hace de la cocina un lugar sagrado. Es donde se siente cómodo, inspirado, y en un ambiente que no le resulta ajeno. Porque por más que pase sus días en Ushuaia, su amado pueblo de Urdampiellta, siempre será su plato más delicioso con el que disfruta con los cinco sentidos… y su corazón también.

 

COMPARTIR:

Comentarios