Viernes 18 de Junio de 2021

ACTUALIDAD

30 de enero de 2017

Lago Epecuen es Récord Mundial, logró enlazar flotando a más de 1900 personas

Querían que Epecuén quede registrado dentro de los Guinness World Record y lo lograron. El pueblito de Buenos Aires, ubicado a 10 kilómetros de Carhué, quedó desolado tras una inundación en 1985 y buscaban revertir su historia. Por eso, limpiaron su nombre con una buena noticia.
Durante 30 segundos, 1941 personas hicieron la plancha agarrados de las manos con los pies a la vista en el lago más denso del país. Todos los voluntarios se colocaron pulseras de colores que indicaban su nivel de natación.
La encargada de confirmar que lo lograron fue Natalia Ramírez Talero, una jueza colombiana enviada especialmente por la organización internacional Guinness. Ella estuvo sobre un mangrullo para controlar cada detalle. Fuente citada:TN.COM.AR

Pablo Novak, habitante del antiguo Epecuen, mantuvo comunicación telefónica con Silvina Pinedo en el programa ‘El Portal de la mañana’ por la RU.

Pablo comentó sobre lo vivido este fin de semana en Lago Epecuen, expresando que desde que tiene uso de razón él nunca había visto tanta gente dentro del agua.

Siendo un momento emotivo, para él le parecía que había resurgido muy de golpe Epecuen, pareciendo Mar Del Plata.

La gente al lugar estuvo muy temprano, desde aproximadamente las 6 de la mañana.

Hasta lo bomberos del lugar tuvieron que actuar con el agua de sus autobombas para duchar a los que salían de las aguas curativas ya que son muy saladas.

‘Fue una alegría bárbara, yo nací, me crié y vi nacer a la Villa y que resurja así fue una satisfacción muy grande ya con la edad que tengo’, expresó Novak.

‘Estuve 28 años solo’

Ahora hace 2 años que se cerró y administran entradas, pero Pablo estuvo 15 años en una casilla con una camioneta y un tractor.

‘Yo no tengo comunicación, ya que no posee ni televisor, ni internet, ni cámara de fotos, la luz fue cortada’.

En este pueblito que fue desolado por la inundación, poseían todo ya que era un lugar turístico, pero ahora lo está absorbiendo Carhué, que ha remontado mucho.

Esta todo prohibido, se está gestionando para que las ruinas queden así, no se volverá a edificar.

El problema más grande de Pablo es la familia, ya que cuando cumplió sus 70 años lo quisieron llevar, pero no lo lograron, y ahora que el lugar es muy visitado ‘ahora no me voy más’.

COMPARTIR:

Comentarios